La mitad de las personas con diabetes no hacen nada por evitar complicaciones   ¡Actualizado!


Las amputaciones es una de las principales consecuencias de no llevar un adecuado control de la enfermedad

Aproximadamente 6.5 millones de mexicanos padece diabetes, una enfermedad crónica que se caracteriza por la incapacidad del cuerpo para regular la cantidad de azúcar en la sangre.
A la fecha, es considerada la principal causa de muerte en mujeres y la segunda en hombres; sin embargo, casi la mitad (46.4%) de quienes la padecen no hacen lo correcto por evitar complicaciones, como la retinopatía y las amputaciones. Y no sólo eso, sino que a decir de los expertos, 70% de los casos de tipo 2 pudieron evitarse.
El Instituto Nacional de Salud Pública de México, por ejemplo, indica que para prevenir la diabetes es necesario llevar una alimentación alta en fibra, baja en grasas saturadas y moderada en cuestión calórica, así como realizar actividad física constante, regular la ingesta de alcohol y evitar las bebidas azucaradas y el tabaco.


Pero pocos son los que se preocupan por ello, incluso cuando la enfermedad ya esta presente. Al respecto, Arturo Granados, gerente de Marketing de Heartland/Splenda®, destaca la importancia de que los mexicanos modifiquen sus hábitos alimenticios y saludables.
“No se trata sólo de llevar una dieta sana y balanceada, y de reducir el consumo de azúcar diaria, sino que además es fundamental que todas las personas hagan actividad física. México es un país que ofrece diversas opciones para que las familias practiquen algún deporte, como el futbol soccer y el basquetbol”, comentó.

EN LA PIEL
La diabetes afecta todo el funcionamiento del cuerpo. Causa deficiencias en los sentidos, como la vista, el oído y el olfato, y también en algunos órganos, como la piel. De hecho, si la enfermedad no es controlada de forma adecuada, los daños pueden ser bastante graves.
Uno de los principales y más notorios cambios en un paciente con diabetes es que padece heridas e infecciones con frecuencia, pues su piel es mucho más sensible y se deshidrata y reseca con facilidad. Rosario García, integrante de la Fundación Mexicana para la Dermatología (FMD), explica que la afección más frecuente de la piel es la dermopatía diabética, que está presente en 70% de los casos de hombres.

Comenta que la dermopatía diabética se debe a la alteración de los vasos sanguíneos y se caracteriza por manchas rojizas que, con el tiempo, se vuelven más oscuras y pueden formar pequeñas costras. “No tienen consecuencias graves, se localizan en rodillas, tobillos, muslos o antebrazos; sin embargo, el control de la diabetes no impide su evolución”, añadió.
La piel de quienes viven con diabetes aloja con facilidad gérmenes y propicia el crecimiento de hongos, lo cual hace más fácil desarrollar infecciones por levaduras, como cándida. Una de las principales causas es no secar adecuadamente los pliegues de la piel ni entre los dedos de manos y pies, ya que la humedad y los altos niveles de azúcar en la sangre se vuelven el lugar ideal de alimento para estos organismos”, detalla.
Otra de las manifestaciones comunes son las úlceras en las piernas, resultado de lesiones que el paciente no identificó oportunamente por la pérdida de sensibilidad ya que la diabetes daña los nervios y vasos sanguíneos de los pies.
Los pacientes con diabetes tienen de 12 a 25% más riesgo de desarrollar una úlcera en los pies durante su vida, porcentaje que se incrementa hasta el doble por cada década a partir de los 40 años de edad.
De no cuidar adecuadamente una úlcera, heridas o infecciones se pueden desarrollar problemas más graves, como la amputación. Según la OMS, 7 de cada 10 amputaciones de pierna se realizan a personas con diabetes.


“Por ello es importante revisar los pies todos los días, inspeccionar toda la pierna, los costados, las plantas de los pies, los talones y entre los dedos. Una vigilancia diaria de la piel en los pacientes con diabetes logra reducir consecuencias graves –como amputaciones– hasta en un 85 por ciento”, advierte la especialista.

 

 

Comenta


Karla Trejo

About Karla Trejo

Enamorada de mi profesión y de lo que ella me ha permitido conocer. Desde hace cuatro años colaboro en el periódico Excélsior, mi primera casa como periodista. Soy editora del suplemento Salud y reportera de la sección de espectáculos. En 2014 obtuve el Premio de Periodismo aplicado a la salud Medtronic, por un reportaje acerca de los implantes auditivos. He tomado seminarios de periodismo en México y Estados Unidos. Amo la música y los libros. Para hacerme feliz basta con un buen concierto de rock o una tarde entre los árboles.