La estatuilla qué importa, ¡queremos los regalos!

 

A pesar de la demanda legal interpuesta por La Academia, por contener objetos que dañan la reputación del premio, los nominados al Oscar 2016 recibirán obsequios con valor de 232 mil dólares.

 

Las marcas de lujo seducen a los actores a través de productos y regalos que se alinean con el glamoroso estilo de vida hollywoodense. Ese que vemos convertido en derroche durante la ceremonia de los Premios de la Academia y posteriores fiestas que se realizan. La goodie bag, valuada en más de 200 mil dólares, incluye:

  • Un viaje a Israel durante 10 días con todos los gastos pagados y un valor estimado de 55 mil dólares.
  • Un vibrador (sí, un juguete sexual).
  • Un tratamiento láser para la piel, con costo de 5 mil dólares.
  • Alquiler de Autos Audi por un año, de aproximadamente 44 mil dólares.
  • Tratamientos para la piel Lizora, valorados en 30 mil dólares.

 

Premios

 

Sesiones privadas de acondicionamiento físico, chocolates M&M personalizados y otros que, sinceramente, no me causan emoción. Por ejemplo, un tratamiento llamado Vampire Breast Lift, que reafirma los senos extrayendo sangre de la zona y volviéndola a inyectar luego de un proceso, que tiene un costo de mil 900 dólares; rollos de papel higiénico de la marca Joseph’s Toiletries con un costo de 240 dólares y un vaporizador que puede ser usado para consumir marihuana.

Distinctive Assets es la compañía responsable de armar estos cofres para distintos eventos y celebraciones. A diferencia de los premios Grammy, en los que incluso tiene un área destinada para ellos, en la entrega del Oscar dan las “nominee gift bags” de una manera independiente a los organizadores oficiales, quienes no se encuentra muy contentos con esta práctica y la han rechazado desde hace años.

Como el objetivo es consentir a los actores, que pueden comprar casi todo lo que quieran, incluyen este tipo de artículos que a nadie se le ocurriría pedir. Pero la Academia de las Artes y las Ciencias no está de acuerdo con los objetos que se seleccionan, ya que aseguran no tienen que ver con los valores que practican, por lo que ahora -según lo publicado por Hollywood Reporter- interpuso una demanda en contra de Distinctive Assets por “daño a la reputación de los Oscar”, después de que en 2015 intentó “por las buenas” que dicha empresa se deslindara de la premiación.

Otro argumento es que causan confusión entre el público, pues la canasta maravilla se entrega a todos los nominados de las principales categorías bajo el lema “Everybody Wins (Todos Ganan)”.

Al final, los actores no se oponen a que los mimen y dejan que la pelea la lleven otros; mientras tanto, ellos se van a casa con o sin Oscar pero llenos de obsequios.

Comenta